La Entrevista, Numero Cinco

San Martín, Rosas, Perón Entrevista a Cristian Vitale

SDD: ¿Qué tienen en común San Martin, Rosas y Perón?
CV: Qué pregunta árdua… como todo en la historia tiene muchos bemoles, muchos giros, muchas interpretaciones que señalan mojones difíciles de trascender. Encontramos las complicaciones típicas de las interpretaciones historiográficas interesadas; toda historia es interesada, pero como decía Jauretche: la historia tiene un componente ideológico y un componente político, cada uno defiende las visiones históricas desde su propia cosmovisión.
En estos tres personajes militares, radica la contracorriente de las fuerzas armadas argentinas, plantean un nacionalismo popular y fueron brutalmente atacados, sobre todo en el caso de Rosas y Perón; San Martín es más intocable, más puro. El más marketinero. Rosas y Peron fueron dos tipos muy demonizados. Sobre todo Juan Manuel que actuó en un momento embrionario de la Nación Argentina. Un tipo que sufrió los embates tanto del conservadurismo como del progresismo. Entonces, tenemos una historia oficial que lo muestra como dicen los liberales, como un Calígula Del Plata. Por suerte surgió un revisionismo que tuvo grandes arietes que ablandaron la figura demonizada de Rosas. Y nos dejaron uno más popular; el de la Ley de Aduanas, el que escribe un diccionario lengua pampa-castellana para entenderse con los indios de frontera, el Rosas que dignifica a los sectores negros de ciudad de Buenos Aires… Y nosotros nos metemos en este lío de las visiones de Rosas porque somos peronistas, y los peronistas nos tenemos que meter en líos… (risas)
SDD: Los tres fueron increíblemente inclusivos en la época que les tocó vivir…
CV: Exactamente. Yo elijo resaltar, sin negar otras cuestiones, la cuestión social. Lo que más los identifica es esta relación que ellos tienen con las masas, con las sociedades en sus diferentes épocas. Y esto que es tremendamente humanista de
considerar a lasclases sociales, partes de un todo; precisamente esta cuestión de la inclusión es el vector que mejor los unifica como triada ideológico-política. Se pueden discutir matices económicos, políticos si queres; pero creo que en lo social, esta triada es muy férrea. Está atada de sentido y es difícil de debatir.
AC: Este hilo de incluir excluidos te permite separar las diferencias de la época, como un hilo conductor… ese sector que había quedado afuera…
CV: Si, es un poco así; hablar de democracia en Argentina, es hablar de estos tres personajes. Hablando de democracia directa, participativa, sobre todo en Rosas y Peron; sobre todo porque si pensamos en San Martín, su tarea política no fue tan trascendente, su principal aporte a la Nación Argentina son sus batallas y la liberación del continente. Pero en el caso de Rosas y Peron, juega mucho que fueron dos tipos que hicieron intervenir incluso a los sectores más bajos de la arena política. En Peron es indiscutible; la construcción del Peron Tirano está directamente relacionada con esta idea. El tipo hizo jugar a todas las personas en un concepto de inclusion inedito; recordemos que mientras aca teniamos el 17 de Octubre de 1945, los Estados Unidos estaba reventando negros, en la supuesta democracia más importante del universo… y aca los negro estaban siendo bienvenidos en Plaza de Mayo por un Coronel que interpretó que no hay futuro ni destino posible si no se incluye a todo el mundo en ese futuro. Como decía hace un tiempo Maximo Kirchner “los números tienen que cerrar con la gente adentro” como un correlato de estos tipos, que vieron que una sociedad se construye con todas las personas.
AC: Se incluyó el voto femenino y a varones excluidos, aumentando el universo de personas que votan exponencialmente…
CV: Entonces, imaginense las elites o los sectores poderosos de la sociedad les costaba las cuestiones políticas; por eso la ley Sáenz Peña, el conservadurismo del ‘10; ya les costaba discutir con algunos sectores, imaginense con toda la sociedad. Ahí está el problema de Peron con los sectores exclusivistas de la sociedad.
SDD: También podemos recuperar en los tres, el sueño de La Patria Grande, otra de las cosas que los une…
CV: si, claro, por supuesto… La Patria Grande es una idea que está muy presente en San Martin y el génesis de los problemas que tiene con Rivadavia, que es un porteñocéntrico (SDD: En el S. XXI seguimos discutiendo unitarios contra federales) Exactamente! y esto del federalismo en San Martín puede extenderse a toda América Latina, porque es un tipo que ve en la liberación del continente, un destino luminoso relacionado al de América del Norte.
SDD: Me hablas de La Caudilla?
CV: Encarnacion Ezcurra, cuando escribo la biografía de Encarnación en la editorial Marea, yo lo pienso como una continuidad de mi libro anterior; como un capítulo más del libro; porque aparece la cuestión fuerte de la mujer. Del rol de la mujer en estos tres personajes grandiosos de la historia argentina. Y es importantísimo; por ahí Remedios de Escalada no tanto pero Encarnación y Eva…
SDD: podríamos decir que Encarnación es casi una Eva primigenia…
CV: Yo sostengo esa hipótesis; tengo discusiones pero lo sostengo. Para mi tienen muchísimas características comunes. En el epílogo del libro trazo una analogía entre ambas, reconociendo sus diferencias contrafácticas insalvables del origen social, me parece que las unen un montón de situaciones: su convicción de apoyar a sus hombres, de intervenir en política directamente (Encarnación organiza un grupo de choque para defender a la Confederación Argentina, La Mazorca), es impresionante. Encarnacion organiza un conglomerado político con la clase baja, va a buscar a los militantes a las orillas de la ciudad de buenos aires, los márgenes, los arrabales… (AC: el tercer cordón de la época) y es impresionante cómo le responden, el apoyo que tiene Encarnación, se nota cuando muere; en las exequias esta toda la ciudad llorando, ahí. Emociona, conmueve y desestabiliza la historia oficial planteada como irrevocable. No, no es así. Encarnación es un personaje terriblemente popular, saliendo de una clase acaudalada que puede darse todos los lujos y sin embargo se mete en el barro sacrificial de la baja, y lucha ahí. Lo mismo que haría Eva Peron en su lugar…

Dejar una respuesta